David Freese y Daniel Descalso (derecha) son sólo dos piezas de la maquinaria de los Cardenales. (AP)

Los Rockies de 1996 encabezaron por mucho la Liga Nacional en carreras anotadas con 961, superando a los Rojos (778).

Sin dudas, el dominio de Colorado en ese sentido tuvo algo que ver con jugar 81 partidos en el Coors Field. Sin embargo, también incidió su increíble promedio colectivo con corredores en posición de anotar. Bateando .311 en dicha situación, los Rockies de 1996 tienen el récord para un equipo de la Nacional en la era de expansión (desde 1962).

Aunque los Cardenales del 2013 aún tienen 99 encuentros por jugarse, vale la pena señalar que esta edición de San Luis lleva promedio colectivo de .341 con corredores en posición de anotar.

En su victoria por 11-4 sobre los Rojos el domingo en 10 entradas-partido en que el equipo bateó de 15-6 con corredores en posición de anotar-los primeros tres bateadores del orden ofensivo de los Cardenales, Matt Carpenter, el boricua Carlos Beltrán y Matt Holliday, se combinaron para irse de 15-6 con un doble, dos jonrones, cinco anotadas y nueve empujadas.

Holliday conectó doble en el juego y disparó cuadrangular con bases llenas en el décimo episodio, para llegar a 91 partidos de por vida con dos extrabases o más. Dicha cantidad lo pone en un empate por el primer lugar de Grandes Ligas desde el 2004 con David Wright de los Mets.

Beltrán conectó un vuelacercas que representó su 844 extrabase de por vida. Ahora el veterano está empatado con Carlton Fisk y Derek Jeter en el 85to lugar de todos los tiempos en ese sentido.

Carpenter dio dos sencillos para llegar a 26 juegos en la temporada con dos indiscutibles o más. Está empatado en el primer lugar de Grandes Ligas en dicho departamento los venezolanos Miguel Cabrera y Marco Sctuaro, además de Mike Trout.

En su victoria del domingo, San Luis anotó siete carreras en la décima entrada, quedando a dos vueltas del récord moderno de anotaciones para un décimo inning. El 24 de agosto de 1947, los Rojos anotaron nueve carreras en la décima en un triunfo sobre los Filis. El 28 de mayo de 1995, los Padres hicieron nueve en el décimo para vencer a los Filis.

En la causa perdida, Shin-Soo Choo dio sencillo y doble, además de recibir una base por bolas. De su parte, Joey Votto conectó sencillo y negoció dos boletos. En esta temporada, ambos llevan 22 juegos en que se han embasado por lo menos tres veces y están empatados con Joe Mauer en el primer lugar en esa categoría.