Melky Cabrera. (Mark J. Terrill/AP)

MINEÁPOLIS -- El jardinero dominicano Melky Cabrera, de los Azulejos de Toronto, fue sometido a una intervención quirúrgica para extirparle un tumor de la columna vertebral, y estaría listo para el entrenamiento de pretemporada.

Cabrera, quien no juega desde el 1 de agosto por una lesión de tobillo que puso fin a su campaña, se sometió a la cirugía el 30 de agosto, informó el equipo el sábado.

El guardabosque experimentó dolor en la espalda durante tres o cuatro meses, pero no lo había revelado, explicó el gerente general de los Azulejos, Alex Anthopoulos, antes del juego sabatino de Toronto, contra los Mellizos de Minnesota. El tumor estaba presionando nervios y debilitando las piernas del pelotero.

De acuerdo con Anthopoulos, el tumor era el origen de varios problemas que aquejaron a Cabrera durante la campaña.

"Estos problemas no tenían sentido, porque él tiene 28 años", dijo el gerente general. "Me alegra que él finalmente los haya revelado. No hubiera querido encontrar algo así, pero estoy agradecido por haberlo corregido y por estar bien de ahora en adelante".

Cabrera reveló que sufría el dolor durante una visita a un médico personal. Una resonancia magnética reveló el tumor.

"Hay que darle todo el mérito porque no quería salir de la alineación, quería jugar", dijo Anthopoulos. "Esto es algo que uno admira. Creo que ahora él se siente aliviado por saber que todo estará bien".

Cabrera, que firmó un contrato por dos años y 16 millones de dólares con Toronto para esta temporada, requerirá un par de semanas a fin de recuperarse de la intervención quirúrgica. Finalizó esta campaña con un promedio de .279, tres jonrones y 30 impulsadas en 88 partidos.

La investigación más reciente sobre dopaje en las Grandes Ligas comenzó el año pasado, después de que Cabrera, el jugador más valioso del Juego de Estrellas, dio positivo por altos niveles de testosterona. Militaba entonces en los Gigantes de San Francisco.