MIAMI -- José Fernandez estuvo igual de dominante que el año pasado, en tanto que la ofensiva de los Marlins dio muestras de mejora.

El cubano Fernández recetó nueve ponches y toleró una carrera en seis innings, mientras que Marcell Ozuna sacudió un jonrón y Casey McGehee remolcó cuatro carreras con dos dobles para que Miami derrotase el lunes 10-1 a los Rockies de Colorado.

Con un lleno de 37.116 aficionados, el Marlins Park de Miami tuvo su mejor concurrencia desde su apertura hace dos años.

Fernández, de 21 años, al convertirse en el abridor más precoz en la Liga Nacional desde Dwight Gooden en 1986. Y lanzó de la misma manera magistral de su campaña de 2013, en la que tuvo marca de 12-6 y fue consagrado como Novato del Año.

Sus nueve ponches igualaron el récord de Josh Beckett para un juego de la primera jornada. Tiró 73 strikes con 21 bolas.

Entre los presentes estaba la abuela de Fernández, Olga, quien reside en Cuba. Pudo verlo lanzar por primera vez desde que desertó de la isla, teniendo 15 años.

Su nieto ahora tiene marca de 10-0 en 16 aperturas en el Marlins, con efectividad de 1.21.

Lo distinto de esta apertura fue el grado de respaldo del bateo de los Marlins, que el año pasado quedaron últimos en casi todos los rubros ofensivos. Miami pegó 14 hits y alcanzaron las 10 carreras, algo que sólo lograron cuatro veces en 2013.

El venezolano Carlos González pegó un descomunal jonrón en el sexto por los Rockies. El mexicano Jorge De La Rosa (0-1) toleró cinco carreras en cuatro innings y un tercio en su primera apertura en un juego inaugural.

Por los Rockies, el venezolano Carlos González de 4-2, una anotada y remolcada. El dominicano Wilín Rosario de 3-1.

Por los Marlins, el dominicano Marcell Ozuna de 4-3, dos anotadas y una empujada. El cubano Adeiny Hechavarría de 4-3, dos anotadas y una impulsada.